miércoles, 10 de noviembre de 2010

८२

Hoy tenía que ir al médico. Me ha permitido respirar y relajarme un poco más. Además, me había hecho unas pruebas de alergia hace unas semanas. No es normal que en estas fechas tenga que estar medicándome porque tenga picores, estornudos, congestión... Al final me ha mandado al alergólogo porque me han salido unos niveles altos para ver a que se deben concretamente y si sigo teniendo alergia a lo mismo o vete tú a saber!

Sigo un poco disgustada con alguna persona. No lo puedo evitar, soy así. Supongo que me llevo malos ratos porque soy muy sentimental y hay actitudes que no entiendo y me parecen egoístas y dolorosas. Mi madre siempre me habla del fariseo y el republicano; los dos llegaron al cielo, el fariseo contando todo las buenas acciones que había hecho y el republicano diciendo “señor perdóname por tal...” La humildad. Y que no nos damos cuenta de lo que tenemos hasta que lo perdemos.

Cuando fui a Túnez hace unos meses hice esa foto. Pude conocer dos partes y una era pobreza. La foto me impactó porque ese aparato es una especie de surtidor de gasolina para ellos. Os podéis imaginar los coches. Era un contraste a nuestro día a día. Ahora hay un concurso de fotos que acaba en diciembre. Es evidente que no tengo posibilidades, pero creo que me animaré con alguna, por algo se empieza, no? Ya pondré entre cuales estoy para que me ayudéis a decidir :D

4 comentarios:

Butterflied dijo...

Dí que sí, anímate con el concurso, que nunca se sabe.

Lo de la alergia... Pues te habla una que lleva más de un año medicándose. Yo tengo alergia TODO el año, más que nada porque los pólenes están en apogeo en las épocas de calor y los ácaros en las de frío, tengo alergia a ambos y siempre estoy pillada. Lo mejor es que te hagan las pruebas de sensibilidad y den con la vacuna que mejor te vaya.

Y sobre lo de la humildad... Pues yo suelo ser como tú, sentimental, darlo todo, ser buena con la gente hasta que no se lo merece y duermo muy bien todas las noches, tengo la certeza de que no he hecho mal a nadie. Así que si tú eres así, pues no te martirices que al final todo vuelve y seguro que la vida te recompensa.

Un abrazo.

Tanais dijo...

Yo creo que se lo deberias decir, tampoco es justo eso, tal vez la persona no se esté dando cuenta o si es que si, que sepa que te está haciendo daño, y si te quiere, cambiará su actitud, si no tal vez no merezca la pena. No crees?

Estoy segura de que tienes posibilidades, animate!!! y claro que te ayudamos a elegir! faltaria mas!!!

La foto...bufff, llevas toda la razón. Tenemos q dar gracias

Isabel dijo...

Tu madre es una mujer muy sabia. En general, es sabio quien nos hable, cosa poco común, de la humildad y de lo que tienes que perder.
Por si te sirve de algo, yo tampoco he aprendido a evitar llevarme malos ratos con las personas que me importan. Lo que si he conseguido es que cada vez sean menos las personas que me hagan pasar malos ratos.
Un saludo y ánimo.

M dijo...

Estoy con Tanais, tal vez deberías hablar con esa persona y contarle cómo te sientes. No todas las personas estamos cortadas con el mismo patrón y puede que no se de cuenta que lo que está haciendo te está afectando.
Ansiosa me tienes por ver las fotos que quieres presentar al concurso. El premio esta en los recuerdos que te traen al verlas y lo que nos transmiten a los demás al verlas.

Un besazo